Tratamiento de la disfagia

25 Abr

Ya os hemos hablado anteriormente de la Disfagia en Daño Cerebral Adquirido. Hoy Conchi Martínez Rodríguez, una de nuestras logopedas nos indica las estrategias de comienzo de la alimentación para los pacientes que se encuentran en esa situación. Recordamos que la disfagia puede tener complicaciones importantes para la salud del paciente (aspiraciones, neumonía, etc.), por lo que el tratamiento debe hacerse por un logopeda especializado en la materia, que proporcionará indicaciones concretas a la familia del paciente sobre las pautas a seguir en casa.

El objetivo principal del tratamiento de la disfagia es conseguir una alimentación oral con una deglución segura mientras se mantiene una hidratación y nutrición adecuadas.

Estrategias de tratamiento:

  • En cuanto a la cantidad, se administrará en principio, alimento sólido con cucharita de café y se irá aumentando el volumen paulatinamente según pautas del logopeda. (Cucharita de café. 2,5 ml. aprox.; cuchara de postre. 5ml. aprox.; cuchara sopera. 10ml).

  • La velocidad de presentación del alimento revela la importancia de realizar una alimentación con paciencia y sin prisas.

    • Tener en cuenta la capacidad de atención y concentración de los pacientes para evitar las comidas en ambientes ruidosos o cargados de estímulos.

    • Seguir siempre la misma secuencia motora:

      • Coger cuchara.

      • Llenar cuchara.

      • Acercar cuchara a la boca.

      • Introducir alimento.

      • Masticar con la boca cerrada.

      • Deglutir.

      • Respirar.

      • Iniciar secuencia.

Se intentará dar la mayor cantidad posible de alimento en los primeros 30 minutos. A partir de aquí la fatiga puede influir negativamente y realizar aspiraciones.

  • En relación a la exploración realizada se estima qué estructuras están dañadas y qué función se ha visto afectada para poder encontrar el tipo de alimentos y consistencia adecuados.

  • Se incorporará un aumento sensorial gustativo, potenciando los sabores ( ácidos, dulces, amargos) y térmico (alimentos fríos o calientes) con el objetivo de potenciar la información propioceptiva procedente de la lengua que inciden en el desencadenamiento del reflejo de deglución.

  • Colocaremos al paciente en posturas que faciliten el paso del alimento al esófago para conseguir una alimentación funcional evitando el riesgo de aspiraciones (siguiendo las pautas de su logopeda).

    Las técnicas de tratamiento propiamente dicha; diseñadas para cambiar la fisiología de la deglución, tratando de mejorar la movilidad de las estructuras orales y faríngeas, aumentar la velocidad de disparo del reflejo faríngeo o controlar de forma voluntaria la movilidad orofaríngea durante la deglución. Precisan la colaboración del paciente.

    Consejos a tener en cuenta antes de empezar a comer

    • Nunca debe iniciarse la alimentación si el paciente está adormilado o muy nervioso.

    • Deberemos esperar a que esté bien despierto y tranquilo para iniciar la comida.

    • Intente que el entorno donde se realice la comida facilite la concentración del paciente para evitar que se distraiga.

    • Es aconsejable eliminar o reducir distracciones como la televisión, radio, personas hablando.

    Posición para comer

    • postura disfagiaEl paciente debe estar sentado con la espalda recta siempre que sea posible.

    • La cabeza debe estar ligeramente inclinada hacia delante en el momento de tragar.

    • Si no puede levantarse de la cama para comer, debe colocarse lo más incorporado posible con la espalda recta, elevar el cabecero de la cama si ésta es articulada y si no, ayudarse con cojines o almohadas.

    • Si la cabeza tiende a irse hacia atrás, nunca debe comer en esta posición, debe colocarle la cabeza en la posición anterior ayudándose con almohadas o toalla enrollada.

    Consejos a tener en cuenta durante las comidas

    • La persona que va a dar de comer al paciente debe estar colocada a la altura de sus ojos o justo por debajo de ellos así evitaremos que eleve la cabeza para tomar el alimento y trague en esta postura que le puede resultar peligrosa.

    • El paciente que pueda, debe alimentarse solo ya que es beneficioso para él porque disminuye el riesgo de aspiración (paso del alimento a la vía respiratoria), pero siempre debe hacerlo bajo la vigilancia de la familia o cuidador puesto que no hay que olvidar, que las personas con disfagia tienen más posibilidades de sufrir atragantamientos y mayor dificultad para superarlos.

    • El paciente no debe hablar mientras come.

    • Si el paciente utiliza prótesis dentales deben estar bien colocadas y ajustadas, si no fuera así, es mejor aconsejar al paciente que coma sin ellas y adaptar la comida.

    • Las personas con disfagia generalmente necesitan más tiempo para alimentarse, por lo que el cuidador del paciente debe tenerlo en cuenta y darle de comer cuando disponga de tiempo suficiente.

    • Intente programar las comidas en los momentos en que la persona se encuentra más descansada. La fatiga muscular y/o cansancio extremos aumentan el riesgo de aspiración.

    • Cuando trague debe hacerlo con la barbilla inclinada hacia el pecho (en la medida queesto sea posible), así se intenta proteger la vía respiratoria del paso del alimento (debe tragar mirándose el ombligo).

    postura barbilla pecho

    • Es preferible que utilice para comer cucharillas pequeñas (de postre) ya que, en general, los volúmenes pequeños son más fáciles de tragar y manejar.

    • Compruebe siempre que ha tragado la cucharada previa antes de darle otra.

    • No utilizar nunca jeringas o pajitas para alimentarse. Utilizar sólo cuchara, el uso de la misma es más seguro y beneficioso, ya que la ligera presión que ejerce sobre la base de la lengua al introducirla en la boca, favorece el reflejo de la deglución.

    Recomendaciones después de la alimentación

    • Debe mantener al paciente incorporado 30- 60 minutos tras las comidas si le acostamos muy pronto, podría presentar reflujo (retroceso del alimento hacia la boca) y podría aspirarlo (el alimento pasaría hacia la vía respiratoria). Esto debe realizarlo también cuando el paciente se alimenta a través de una sonda gástrica.

    • Asegúrese de que no han quedado restos de comida en la boca, si fuese así, habría que retirarlos ya que podría atragantarse con ellos.

    • Es muy importante mantener una buena higiene de la boca del paciente además de hacerle sentirse más cómodo también es más seguro para él, ya que una mala higiene favorece el crecimiento de bacterias en la boca que si se aspiran podrían producir una infección en los pulmones.

    Debe evitar

    • Dobles texturas en un mismo plato como por ejemplo: sopas, legumbres sin pasar por la batidora, bollos mojados en leche, etc.

    • Alimentos secos, ya que al morderlos, pueden quedar dispersos por la boca y es difícil para la lengua recogerlos para tragarlos, por ejemplo: pan tostado, patatas fritas, frutos secos.

    • Alimentos pegajosos, ya que se pueden quedar pegados al paladar, por ejemplo: plátano, bases de algunos pasteles.

    • Alimentos que al masticarlos desprenden líquido, como por ejemplo: sandía, melón,ciruelas, naranjas.

    • Alimentos fibrosos y/o con filamentos como por ejemplo: piña, naranja, algunas verduras, determinadas carnes, etc. Cuidado con los huesecillos, espinas, grumos, frutas con semillas etc.

    • Aumentar también la consistencia de los líquidos según le haya indicado su médico (PUDDING-MIEL-NECTAR) para lo que puede utilizar espesantes (productos farmacéuticos que puede añadir tanto a los líquidos como a los sólidos) triturados para darles el punto necesario de espesor. Puede tomar también agua gelidificada que es otro producto farmacéutico que contiene agua ya preparada en una consistencia igual a las gelatinas.

    NO DEBE TOMAR GELATINAS INDUSTRIALES YA QUE, PIERDEN SU CONSISTENCIA CUANDO SE MEZCLAN CON LA SALIVA CONVIRTIÉNDOSE EN LÍQUIDO

    • En ocasiones es difícil conseguir una buena ingesta de agua cuando se utilizan espesantes y consistencias elevadas. El espesante también se puede añadir a infusiones, zumos naturales o envasados (cuidado con los pacientes diabéticos, en los que la ingesta de fruta y zumos está limitada), aguas minerales saborizadas, refrescos, etc.

    Recordamos nuevamente que la reanudación de la alimentación de un paciente con disfagia debe realizarse bajo la prescripción y supervisión de un profesional, por lo que recomendamos se consulte antes de introducir alguna modificación. Os volvemos a dejar el enlace de la Guía de Disfagia editada recientemente por el Ministerio de Sanidad.

Anuncios

2 comentarios to “Tratamiento de la disfagia”

  1. Andrea Padilla Barraza 28 julio, 2014 a 6:14 PM #

    Gracias por la información …hay algun medico en el D.F e
    Que pueda ver ….tengo disfagia por gastritis y agruras …y me a comenzado a causar problema psicologico …
    Como muy poco y busco ayuda

    • Integra Daño Cerebral 28 julio, 2014 a 8:11 PM #

      Hola Andrea. Sentimos no poder ayudarte, pero nosotros estamos en Murcia, España. Seria mejor que buscaras información por la zona. Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: